Información sobre la radiculopatía lumbar

La radiculopatía lumbar es la irritación o inflamación de una raíz nerviosa en la parte baja de la espalda. También se conoce como ciática. Causa síntomas que se propagan desde la espalda y bajan por una o ambas piernas. Para entender esta afección, ayuda comprender cómo se compone la columna vertebral:

  • Vértebras. Son huesos que se apilan para formar la columna vertebral. La columna lumbar contiene 5 vértebras cerca del extremo inferior de la columna vertebral.

  • Discos. Son las almohadillas blandas de tejido entre las vértebras. Funcionan como amortiguadores para la columna.

  • Conducto vertebral. Es un túnel que se forma dentro de las vértebras apiladas. En la columna lumbar, los nervios pasan por dentro de este conducto.

  • Nervios. Se ramifican y salen del conducto vertebral para ir hacia otras partes del cuerpo. Al salir del conducto vertebral, los nervios pasan por aberturas entre las vértebras. La raíz nerviosa es la parte de un nervio que está más cerca del conducto vertebral.

  • Nervio ciático. Es un nervio grande formado por varias raíces nerviosas en la parte baja de la espalda. Este nervio baja por la parte posterior de la pierna hasta el pie.

Cuando hay radiculopatía lumbar, las raíces nerviosas de la parte baja de la espalda están irritadas. Eso provoca dolor y otros síntomas. El nervio ciático suele estar afectado, por lo que este problema suele llamarse ciática.

Vista posterior de un cuerpo masculino donde pueden verse los nervios lumbares y de la pelvis.

¿Cuáles son las causas de la radiculopatía lumbar?

Envejecer, una lesión, mala postura, exceso de peso corporal y otros factores pueden ocasionar problemas en la parte baja de la espalda. Estos problemas pueden irritar las raíces nerviosas. Por ejemplo:

  • Daños en un disco en la columna lumbar. En ese caso, el disco dañado puede presionar las raíces nerviosas cercanas.

  • Degeneración a causa del desgaste y el envejecimiento. Esto puede ocasionar estenosis (estrechamiento) de las aberturas entre las vértebras. Las aberturas que se han estrechado presionan las raíces nerviosas cuando estas salen del conducto vertebral.

  • Columna inestable. Esto sucede cuando una vértebra se desliza hacia adelante. Puede hacer presión sobre la raíz nerviosa.

Hay otras circunstancias menos comunes que también pueden ejercer presión sobre los nervios de la parte baja de la espalda. Por ejemplo, la diabetes, una infección o un tumor.

Síntomas de la radiculopatía lumbar

Por ejemplo:

  • Dolor en la parte baja de la espalda

  • Dolor, entumecimiento, cosquilleo o debilidad muscular que se extiende hasta los glúteos, la cadera, la entrepierna o la pierna

  • Espasmos musculares en la parte baja de la espalda o las piernas

Tratamiento de la radiculopatía lumbar

En la mayoría de los casos, su proveedor de atención médica intentará primero con tratamientos que ayudan a aliviar los síntomas. Por ejemplo:

  • Medicamentos analgésicos recetados y de venta libre. Ayudan a aliviar el dolor, la inflamación y la irritación.

  • Limitación de posturas y actividades que aumentan el dolor. Sin embargo, quedarse en cama o evitar todo movimiento solo se recomienda por un período breve.

  • Fisioterapia, incluidos ejercicios físicos y estiramientos. Ayuda a reducir el dolor y a aumentar el movimiento y el funcionamiento.

  • Inyecciones de esteroides en la parte baja de la espalda. Ayudan a aliviar los síntomas por un tiempo.

  • Programa para bajar de peso. Si tiene sobrepeso, bajar algunos kilos puede ayudarlo a aliviar los síntomas.

En algunos casos, puede necesitar cirugía para corregir el problema subyacente. Eso depende de la causa, los síntomas y cuánto hace que tiene el dolor.

Posibles complicaciones

Con el tiempo, un nervio irritado e inflamado puede dañarse. Eso puede ocasionar entumecimiento o debilidad a largo plazo (permanente) en las piernas y los pies. Si sus síntomas cambian de manera repentina o empeoran, hable con su proveedor de atención médica.

Cuándo llamar al proveedor de atención médica

Llame de inmediato a su proveedor de atención médica en cualquiera de los siguientes casos:

  • Dolor nuevo o dolor que empeora

  • Debilidad, cosquilleo o entumecimiento nuevos o que empeoran en la pierna o el pie

  • Problemas para controlar la vejiga o los intestinos

Revisor médico: Anne Fetterman RN BSN
Revisor médico: Luc Jasmin MD
Revisor médico: Raymond Kent Turley BSN MSN RN
Última revisión: 12/1/2021
© 2000-2022 The StayWell Company, LLC. Todos los derechos reservados. Esta información no pretende sustituir la atención médica profesional. Sólo su médico puede diagnosticar y tratar un problema de salud.